NUEVA ZELANDA: Dunedin

Tras recorrer los lagos Tekapo y Pukaki y haber realizado una de las andas más bonitas de la zona, Hooker Valley Track, decidimos continuar nuestro itinerario por Nueva Zelanda recorriendo el sureste de la isla en dirección Dunedin.

Tenemos una tirada larga conduciendo y, al ser viernes santo, vemos todos los supermercados cerrados y también las gasolineras de los pueblos pequeños.

Justo antes de llegar a Elephant Rocks encontramos esta cafetería abierta (aunque nos cobran un plus del 15 % por ser festivo) Flying Pig Café en la localidad de Dutroon.

Elephant rocks

3º TRAYECTO: Tasman Glacier Viewpoint – Elephant rocks (177 km, 2 h 15 min)

Las conocidas como Elephant Rocks son un conjunto de rocas que han sido moldeadas con el paso del tiempo y que, con mucha imaginación, recuerdan a cabezas de elefantes.

Dejamos el coche en el aparcamiento habilitado y abrimos una verja (algo habitual en Nueva Zelanda) para acceder al terreno donde se encuentran dichas rocas.

El lugar es conocido también por haberse rodado algunas escenas de la película Las crónicas de Narnia.

Aprovechamos las mesas de picnic para comer y continuamos.

Elephant rocks

Moeraki Boulders

4º TRAYECTO: Elephant rocks – Moeraki Boulders (70 km, 1 h)

Moeraki boulders son unas formaciones rocosas que surgen en la arena de esta playa (Moeraki Beach) y son curiosas por su forma totalmente esférica.

Aparcamos en el aparcamiento gratuito señalizado en Google como Moeraki Boulders public parking y caminamos 10 minutos hasta la playa.

Cuando llegamos la marea ya estaba comenzando a subir y no vimos demasiadas rocas, por lo que la visita nos decepcionó un poco.

Moeraki Boulders

Tunnel Beach Track

5º TRAYECTO: Moeraki Boulders – Tunnel Beach Track (84 km, 1 h 15 min)

Antes de llegar a nuestro alojamiento de Dunedin decidimos acercarnos hasta el Tunnel Beach Track.

Es un camino perfectamente acondicionado que salva el pronunciado desnivel (unos 150 metros) haciendo zig-zag.

Desde el aparcamiento son unos 1.5 kilómetros hasta el arco sobre el mar.

Tunnel Beach Track, Dunedin

Una vez abajo para bajar a la playa hay que localizar unas escaleras cubiertas, a mano izquierda si miramos al mar, que forman un pequeño túnel y que dan nombre a este sitio.

Nada más bajar nos encontramos con un león marino durmiendo felizmente que nos impidió asomarnos a la playa (aunque el mar golpeaba con fuerza y no pensábamos acercarnos mucho más).

Léon marino en Tunnel Beach

Nos encantó el paisaje y la tranquilidad de este lugar (y ver al león marino tan de cerca, pues aunque hay muchos por esta zona, no volvimos a ver ninguno).

Datos prácticos

  • Distancia y tiempo: 3 kilómetros (ida y vuelta), una hora en total
  • Dificultad: fácil, camino acondicionado, pero con algo de desnivel
  • El aparcamiento está cerrado por la noche
  • Página oficial de Tunnel Beach Track

Dunedin

6º TRAYECTO: Tunnel Beach Track – Dunedin (6 km, 10 min)

Dunedin, con una población de 128.000 habitantes, es una de las ciudades más importantes de la isla sur de Nueva Zelanda.

Puesto que la ciudad creció notablemente a partir de 1860, cuando se desarrolló la fiebre del oro en esta zona de Nueva Zelanda, cuenta con numerosos edificios de estilo victoriano, como la preciosa estación de trenes.

Estación de trenes de Dunedin

También tiene, como curiosidad, la calle más empinada del mundo, Baldwin Street.

Nuestro alojamiento estaba ubicado en pleno centro de Dunedin, pero al ser viernes santo casi todo estaba cerrado y no había mucho ambiente en la calle.

Cenamos en la hamburguesería Re:Burguer.

Península de Otago

Comenzamos un nuevo día en la isla sur de Nueva Zelanda recorriendo la conocida Península de Otago, que parte de la misma ciudad de Dunedin.

Esta península es muy conocida y visitada turísticamente sobre todo por la cantidad de especies de aves y la abundante fauna marina que habita la zona.

1º TRAYECTO: Dunedin – Portobello (19 km, 24 min)

Ponemos en Google la localidad de Portobello, a unos 18 kilómetros de nuestro alojamiento en Dunedin, y la carretera, conocida como Portobello Road, discurre bordeando la costa.

El paisaje es muy bonito, la carretera está en perfectas condiciones y además, han construido un carril bici en paralelo, por lo que vemos a gente en bicicleta y caminando por él.

2º TRAYECTO: Portobello – Allan Beach (6 km, 10 min)

Después nos dirigimos hasta Allan Beach ya que habíamos leído era una playa donde es frecuente ver leones marinos.

Aparcamos en el aparcamiento y tenemos que caminar cinco minutos hasta la playa, pero ni rastro de los leones marinos.

Recorremos unos pocos kilómetros por una carretera sin asfaltar y bastante estrecha.

Después bordeamos una parte de Hoopers Inlet donde podemos ver cisnes negros, regresamos a Portobello para tomar, esta vez, la Highcliff Road, la carretera que discurre por el interior de la península de Otago.

3º TRAYECTO: Allans Beach – Castillo de Larnach (11 km, 20 min)

Llegamos hasta la puerta del castillo de Larnach, considerado el único castillo de Nueva Zelanda, no se ve nada desde el exterior y la entrada, 45 NZD por persona (unos 25 €), nos parece excesiva, por lo que no lo visitamos.

No te llevará más de dos horas recorrer este ruta en coche y en nuestra opinión es algo muy recomendable de hacer si visitas los alrededores de Dunedin.

4º TRAYECTO: Dunedin – Cathedral Caves (150 km, 2 horas)

Continuamos hacia el sur de la isla norte recorriendo una zona conocida como The Catlins.

Mapa interactivo de Nueva Zelanda

Sigue leyendo

Día anterior: Hooker Valley Track

Día siguiente: The Catlins

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *