JAVA: Yogyakarta

La ciudad de Yogyakarta es la base perfecta para visitar los templos de Prambanan y Borobudur, dos de los puntos más turísticos de la isla de Java.

Nuestro itinerario

Teníamos 22 días para recorrer los puntos más turísticos de Java, Bali y las islas Gili.

Llegamos a la ciudad de Yogyakarta en un vuelo procedente de Singapur y dedicamos los tres primeros días de nuestro itinerario.

El primer día llegamos al alojamiento a las 17 horas y como era domingo poco pudimos hacer por la ciudad. El lunes  nos tomamos el día con tranquilidad, nos vino bien para ir aclimatándonos al cambio de horario. El martes pasamos el día entero en los templos y el miércoles ya nos fuimos en tren de camino al Bromo.

Aeropuerto de Yogyakarta

Aterrizamos en el Aeropuerto Internacional de Yogyakarta (YIA) que sustituyó en 2020 al Aeropuerto de Adisutjipto (JOG) que estaba a tan sólo 6 kilómetros de la ciudad.

Es necesario pagar una Visa On Arrival (VOA) para entrar en Indonesia, localizamos la ventanilla de la VOA sin problema, se puede pagar con tarjeta o en efectivo (permite varias divisas extranjeras, entre ellas el euro o se puede pagar también en moneda local).

Cambiamos algo de dinero en el único banco que encontramos (1 € a 16.000 rupias).

Vemos también varios puestos que ofertaban el traslado en taxi hasta el centro de la ciudad. Conseguimos el viaje por 250.000 rupias (15 €) y tardamos casi dos horas en llegar al hotel (47 kilómetros). Después leímos la opción de llegar en tren, que hubiera sido la opción más barata y rápida (y hubiéramos llegado a Malioboro).

Compramos también una tarjeta para el teléfono con la compañía 3, de 5 GB por 28.000 rupias (1.70 €).

Si como nosotros llegáis en domingo a Yogyakarta os recomendamos hacer estas gestiones en el aeropuerto pues el domingo está casi todo cerrado en la ciudad.

Alojamiento

La mayoría de los turistas que visitan Yogyakarta se alojan o en la zona de Malioboro o en la zona de Prawirotaman. Nosotros elegimos Malioboro.

Las ciudades que conocimos de Indonesia no están pensadas para el peatón, las aceras son casi inexistentes y el tráfico es terrible. En cambio, la calle Malioboro es una gran avenida, con aceras anchísimas y una zona porticada con muchos comercios ¡un regalo para los peatones!.

Había mucha actividad y mucha gente paseando, además por las tardes cortaban el tráfico rodado.

Os detallamos en esta entrada del blog los alojamientos que elegimos para este viaje por Indonesia.

Calle de Malioboro, Yogyakarta

Cómo moverse en Yogyakarta

Desde nuestro alojamiento recorrimos la ciudad caminando, pero contratamos una excursión para llegar a los templos de Prambanan y Borobudur.

Dónde comer

Os dejamos en esta entrada nuestras recomendaciones sobre los restaurantes que probamos en Yogyakarta para que disfrutéis de la gastronomía indonesia.

Qué ver

La ciudad de Yogyakarta no tiene mucho que ofrecer al turista, pero es la base perfecta para visitar los templos de Prambanan y Borobudur.

Nuestra idea inicial era visitar por libre el templo de Prambanan y al día siguiente contratar en una agencia la visita al Borobudur.

Paseando por Malioboro ni vemos agencias de viajes ni casas de cambio, tampoco vemos turistas, por suerte encontramos una oficina de Información y Turismo (abierta de lunes a sábado). Unas chicas super amables responden nuestras dudas, nos indican dónde podemos encontrar una casa de cambio y nos comentan que todos los lunes ambos templos están cerrados.

Nos explican también que casi todas las agencias cerraron con la pandemia, pero podemos reservar con ellos (intermediarios de la agencia Kresna Tourist Service) la excursión a ambos templos.

Al estar los templos cerrados en lunes, no nos queda otra opción que visitarlos conjuntamente (descartamos la opción de ver amanecer en el Borobudur). Reservamos la excursión, pagamos 200.000 IDR por persona (12 €),

Después nos vamos a ver los puntos dos de los puntos más turísticos de la ciudad que son el Kraton o Palacio del Sultán y el Taman Sari o castillo del agua.

Taman Sari o castillo del agua

Consejos y recomendaciones

  • Estuvimos tres noches en Yogyakarta. La ciudad no tiene tanto que ofrecer, pero en este viaje por Indonesia teníamos 22 días por delante y nos lo tomamos con tranquilidad
  • Mucho cuidado en la calle Malioboro, varias personas interactuaron amablemente con nosotros con la excusa de oírnos hablar en español, nos preguntaron de dónde éramos, después nos contaron que tenían familiares viviendo en España (esto nos lo decían en un perfecto español), para después ofrecernos ir a una exhibición de arte muy cerca de Malioboro
  • En otra ocasión, nos dijeron que habíamos tenido mucha suerte porque iba a haber esa misma tarde un desfile de carnaval…. Todo era mentira, probablemente lo de la exhibición de arte fuera verdad y el timo estuviera en el precio de la entrada. Como siempre, sentido común

Mapa interactivo de Java

Sigue leyendo

Día siguiente: templos de Prambanan y Borobudur

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *